Sociedad: ¿Sumisa o indolente?…. ¿Qué está pasando?

Tiempo de lectura aproximado: 4 minutos

Estamos viviendo un período oscuro, muy oscuro, y lo que es peor, no vemos una salida inmediata, ni tan siquiera se perciben soluciones a medio plazo. Hoy podría escribir sobre el 15 de septiembre y rebatir multitud de comentarios diversos (asistencia, objetivos, etc.).

Sobre esto, solo puedo decir que yo participé activamente, y que afirmo sin equivocarme, que había gente suficiente para llenar cuatro veces la Plaza de Colón, aunque las fotos publicadas no reflejan la realidad.

Y todo debido a nuestra propia organización: varias cabeceras, diferentes horarios de partida, falta de coincidencia en la llegada, a lo que tenemos que sumar, que mucha gente que llegó a Colón, no se quedó allí durante los discursos (las calles adyacentes, estaban plagadas de gente que había participado en las diversas mareas).

También es comprensible, que después de muchas horas de viaje (hasta 10 horas), la gente deseaba buscar una sombra, sentarse y beber líquidos. Claro que a los medios de comunicación, todo esto les importa un pito. Ellos sacaron la foto, pusieron los datos de la Delegación de Gobierno y poco más. Llegando a la conclusión en algún medio (El mundo en su portada del día 16/09/2012), que los sindicalistas fueron «acarreados» hasta allí, que según el diccionario de la RAE, significa: «Transportar de cualquier manera, o «Transportar en carro». Deberíamos a partir de ahora no comprar un periódico como El Mundo, que no emite opiniones objetivas (aunque fuesen en contra, que sería respetable y aceptado), «vomita» titulares lacerantes e inciertos para miles de personas y ciudadanos, que vinieron en autobuses de forma
voluntaria desde todos los puntos de España.

Tenía que decir esto, pero no era el objeto de esta entrada en el Blog, mi titulo era otro muy diferente, pero que tiene que ver con la movilización del 15-S y otras que se están produciendo en diversos sectores.

Estamos viviendo una etapa de recortes salariales, sociales, bajadas de salarios, ERE´s, aumento del paro, desmotivación profesional, huida de capitales, aumento de impuestos, aumento de tasas, etc, etc, etc….tendríamos tanto que poner, que es casi imposible cuantificar lo que llevamos perdido en tan poco tiempo, y TENDRíAMOS QUE ESTAR LLORANDO POR LAS ESQUINAS, SI PENSAMOS CUANTOS AñOS COSTó CONSEGUIR, LO QUE HEMOS PERDIDO EN TAN POCO TIEMPO.

Nuestra sociedad se ha vuelto por un lado indolente (_según la RAE__: «QUé NO SE AFECTA O CONMUEVE» «INSENSIBLE, QUE NO SIENTE EL DOLOR»_). Y por otro lado, es una sociedad sumisa (_Otra vez según la RAE:__ «OBEDIENTE, SUBORDINADO, RENDIDA, SUBYUGADA»_).

DOS PALABRAS, NO PUEDEN DEFINIR TAMBIéN LO QUE OCURRE EN NUESTRA SOCIEDAD. Por desgracia, esa es nuestra realidad. Hemos llegado a un punto, en el que todo el mundo mira hacía otro lado cuando ocurre algo que le puede afectar, o le afecta y simplemente se resigna.

Hemos pasado de tener mucho a tener menos cada día, y no sabemos responder, ni rebelarnos, ni tan siquiera protestar……esto último sería lo más fácil y tampoco lo hacemos. Sabemos que los sindicatos tenemos mala imagen (por desgracia, la sociedad generaliza y no distingue unos de otros), pero no somos los culpables de esta situación. Y es lamentable, que aunque se pueda estar o no de acuerdo con los sindicatos, nuestra sociedad, los trabajadores, los empleados públicos, no salgan en masa a protestar y sólo lo hagan en pequeños corrillos, o en conversaciones privadas.

TOCA EXPRESAR NUESTRA RABIA E INDIGNACIóN, EN CASO CONTRARIO, TENDREMOS EL FUTURO QUE NOS MERECEMOS: MENOS DERECHOS, MENOS PENSIONES Y MENOS SERVICIOS PúBLICOS, QUE NUESTROS PADRES. Y todo esto en el siglo XXI, donde el mundo está cada vez más globalizado y donde por desgracia, volveremos a trabajar de sol a sol, por un salario de miseria y con una vejez triste, desgraciada y lamentablemente pobre.

Las decisiones que afectan a todos los españoles, se toman en los diversos Parlamentos, los que toman decisiones que afectan a la economía de todos los españoles están en esos Parlamentos y en los diversos Gobiernos, ya sean Estatales, Autonómicos o Locales. Aunque ahora mismo, muchas de las decisiones en materia económica no se toman en España, y las decisiones vienen de Alemania o Bruselas, donde los tecnócratas creen que la austeridad es la única salida. Y en donde las posibles soluciones para los países con problemas (empiezan a ser muchos: Grecia, Portugal, Irlanda, España, Italia, Francia….), llegan tarde, muy tarde (Controles financieros europeos, decisiones del BCE, etc.)

En este sentido, parecen muy oportunas, las palabras de Joseph Stiglitz, economista jefe del Banco Mundial hasta 2000 y Nobel de Economía en 2001, que dice textualmente:

_»…el argumento es que, SIENDO DEMOCRACIAS, DEBEMOS ASEGURARNOS DE QUE SE DAN LAS OPORTUNIDADES PARA CREAR UNA SOCIEDAD MáS IGUAL. Y lo sorprendente es que nuestras democracias, que deberían responder al
ciudadano corriente, no están teniendo éxito en esto. Eso muestra lo cortos que nos quedamos en cuanto a nuestros ideales democráticos.»_

_»LA AUSTERIDAD VA A TUMBAR LA ECONOMíA. Se está viendo en España, en Grecia, en Reino Unido. Tratar de reducir el Gobierno va a empujar a EE UU hacia el mismo experimento que está haciendo Europa, y eso será desastroso. HASTA EL FONDO MONETARIO INTERNACIONAL SE DIO CUENTA DE ESO Y DICE QUE LA DESIGUALDAD ES MALA PARA LA ECONOMíA, PORQUE ELEVA LA INESTABILIDAD. Esto no se escucha decir de los líderes europeos ni de
los estadounidenses, y eso que la ciencia es muy clara al respecto.»_

_»LA AUSTERIDAD EN PERIODOS ECONóMICOS COMO EL ACTUAL ES MALA POR VARIOS MOTIVOS. LA GENTE QUE NO TIENE TRABAJO SE EMPOBRECE. Y CON UN ALTO NIVEL DE DESIGUALDAD, LOS SALARIOS BAJAN. Y LA AUSTERIDAD LLEVA A CORTAR GASTO EN COSAS IMPORTANTES, COMO LA EDUCACIóN Y LA SALUD. POR ESO ESTOS PLANES DE AUSTERIDAD ACRECIENTAN LOS PROBLEMAS DE LA DESIGUALDAD, LO QUE A SU VEZ ES UNA DE LAS RAZONES DE LA DEBILIDAD ECONóMICA ACTUAL.»_

Si la sociedad no se sacude su indolencia y sumisión, y exige a los políticos, a TODOS los políticos, decisiones unitarias, consensuadas, fuera de los pensamientos únicos o de partido, solidarios, pensando en la sociedad y sus ciudadanos y menos en los beneficios económicos, a lo mejor, repito, a lo mejor, habremos empezado a construir «de nuevo» una
sociedad más justa, y mucho más humana. ¡¡EL FUTURO ESTá EN NUESTRAS MANOS!!

Autor: FEP-USO

También le puede interesar:

Cargando…

LSB-USO
Siguenos en: