USO denuncia el cierre en falso de la COP27

Tiempo de lectura aproximado: < 1 minutos

La COP27 ha cerrado con un acuerdo decepcionante. La creación de un fondo de pérdidas y daños, y el reconocimiento de la necesidad de una transición justa son aspectos positivos pero esconden la realidad de la continuidad de la inacción climática al no proponer una nueva política de reducción de emisiones a la atmósfera.

Un resultado agridulce

La cumbre climática ha finalizado con el compromiso de crear un fondo para las naciones más expuestas para que puedan hacer frente a las pérdidas y daños que genera y generará en el futuro. Los representantes de las casi 200 naciones que han participado en la COP27 han acordado la creación de este fondo para pérdidas y daños. Bajo esta expresión se recogen los estragos que generan en los Estados más pobres, los que menos responsabilidad tienen en la emisión de gases a la atmósfera y donde los fenómenos meteorológicos cada vez más frecuentes e intensos. Este es el caso, por ejemplo, de Pakistán, que sufrió una serie de inundaciones que anegaron el 10 % de su territorio causando 30.000 millones de euros en pérdidas.

Leer artículo entero en USO

LSB-USO
Siguenos en: